Camboya: El fantasma de un fraude masivo se proyecta sobre las elecciones en Camboya

Viernes 6 de septiembre de 2013

Todas las versiones de este artículo: [English] [Español] [Português]

Fecha: 5 de agosto de 2013.

Tipo: Fuente de noticias: Global Voices Online East Asia (Voces Globales en Línea Asia del Este).

Palabras claves: Elecciones camboyanas.

Tal como era de esperarse, se declare como vencedor en las elecciones para la Asamblea Nacional al partido de gobierno en Camboya, pero la oposición ha rechazado estos resultados y ha acusado al gobierno de cometer un fraude generalizado.

El Partido del Pueblo de Camboya (Cambodian People’s Party (CPP)) encabezado por el Primer Ministro Hun Sen ha sustentado las riendas del poder durante los pasados 28 años. Obtuvo 68 escaños mientras que el partido de la oposición, Partido de Rescate Nacional de Camboya (Cambodian National Rescue Party (CNRP)) logró obtener 55 escaños.

Quizás lo escrito por Andy Brouwer en Twitter refleja perfectamente el impacto general de las elecciones:

Atrás ha quedado la fiebre electoral, los resultados ya se conocen y al final, nada cambia, a pesar de un masivo adelanto obtenido por la oposición.

— Andy Brouwer (@AndyBrouwer) 29 de julio de 2013.

El popular autor y bloguero camboyano Kounila Keo, al escribir desde el Bangkok Post, reconoció la activa participación de los jóvenes en la campaña:

…algo que no se puede negar es que ha existido una active participación de la juventud camboyana tanto en internet como en los medios sociales. Y, ellos están deseosos de un cambio en sus vidas y en la de su próxima generación.

No importa quién haya Ganado estas elecciones. A pesar de las irregularidades en el proceso eleccionario, los jóvenes votantes han logrado dejar atrás los temores de hacer que sus voces se escuchen mediante la boleta. Y ellos quieren un cambio.

En tanto que un joven votante, me sentí conmovido por la disposición de los jóvenes a participar activamente y demostrar su valor por primera vez.

Durante la campaña electoral de 30 días, cientos de miles de jóvenes se lanzaron a las calles en Phnom Penh e hicieron uso de los medios sociales para expresar sus pensamientos y sus convicciones sin temor alguno. De repente me sentí empoderado para discutir los temas políticos a profundidad, en plena libertad, sabiendo que ya no estaría solo.

Tharum se percató que los medios sociales se convirtieron en una fuente más confiable para conocer el desarrollo de las elecciones que los medios de prensa oficiales:

Gracias a la pobre cobertura televisiva y a las intermitentes transmisiones radiales, mi padre comenzó a seguir los reportes noticiosos por YouTube en su smartphone. #electionskh

— Tharum Bun (@tharum) 29 de julio de 2013.

Pero Tith Chandara se lamenta de la poco ética conducta de algunos usuarios de internet:

La participación de algunos usuarios de los medios sociales en Camboya para apoyar a su partido favorito en algunos casos resultó poco ética y violenta cuando se escucharon palabras desagradables, respuestas agresivas y falsos diseños gráficos desde el inicio de la campaña. Los usuarios compartieron fotos, gráficas sin verificar la confirmación de las fuentes, aún cuando conocían que la información no era oficial (todavía).

Jinja analizó los resultados electorales e hizo mención de algunas irregularidades en la votación:

Desde el punto de vista anecdótico puedo decir: esta es la primera vez que amigos Khmer se me han acercado y me han comentado que sus nombres no aparecen en el padrón electoral, o que alguien ha votado por ellos. Las organizaciones internacionales de supervisión están de acuerdo… en sentido general.

Casey Nelson se refirió a cómo se vilipendió a la etnia vietnamita durante el desarrollo de la campaña:

Los vietnamitas son la etnia Khmer Otros, el principal grupo minoritario sobre el que recayó la culpa durante el período de tensión política y social.

La relación entre Vietnam y Camboya es compleja, y está profundamente enraizado un antagonismo étnico tradicional y complejo con animosidades históricas y políticas que no se justifican completamente, pero cuando las cosas se ponen feas en Camboya, por lo general, para no decir que siempre, son los vietnamitas pobres, indefensos los que reciben la carga de la culpa.

Sebastian Strangio, desde su página en Asia Times Online le recordó a la oposición que hiciera uso de su presencia ante las urnas para alcanzar una mayor influencia política:

En la medida en que el país se adentra en un nuevo mundo político, la oposición, ruborizada con el éxito, tendrá que ejecutar una compleja danza si desea transformar los resultados electorales en verdaderas reformas y un poder práctico.

Pero Caroline Hughes, que escribió un artículo para el Asia Sentinel, duda en que la oposición tenga una verdadera alternativa que ofrecer:

…resulta difícil calcular sobre la base de los pronunciamientos del partido de oposición cómo ellos podrán producir una estrategia de desarrollo para Camboya que difiera, significativamente, de la que el CPP ha usado durante toda su presidencia. En términos de desarrollo, Camboya sencillamente ha seguido a sus vecinos más avanzados del Sudeste Asiático al tratar de alcanzar una estrategia de despojar de activos al campo y hundir a los pobres de las zonas rurales en un proceso de manufactura de bajo salario y en empleos de servicios en los poblados.

Brad Adams de Human Rights Watch hizo mención a la proliferación de documentos electorales falsos que socavaron el proceso de votación:

Al parecer hubo prominentes funcionarios del partido de gobierno que han estado involucrados en la emisión de documentos electorales falsos y en el fraudulento registro de votantes en múltiples provincias. Y parece que miembros del partido se han aparecido en lugares donde claramente ellos no viven y han insistido en que se les permita vota – para no hacer mención de otros reclamos de fraude en todo el país.

Los diferentes esquemas de votación sugieren la posibilidad de un sistemático fraude electoral por parte del CPP y da surgimiento a serias dudas respecto de la credibilidad de la elección.

Pero otros observadores internacionales describen las recientes elecciones camboyanas como “libres, Justas y transparentes”:

…un triunfo de la voluntad popular y una Victoria para el pueblo camboyano en su búsqueda para construir un futuro mejor sobre la base de la supremacía y el carácter santo de la urna.

Para Nikitung91, se requiere una coalición para mejorar la situación existente en el país:

Sigo creyendo que una coalición sería una magnífica solución… pero ningún partido está de acuerdo con eso…

Al final del día, realmente no me interesa quién asumirá las riendas del país, sencillamente lo que deseo es un país sano y fuerte que mejore. No habrá Guerra interna en el país si le prestamos atención a la población, no habrá necesidad de fraude en las elecciones ni tendremos que manipular los medios de comunicación.

Ver en línea : Camboya: El fantasma de un fraude masivo se proyecta sobre las elecciones en Camboya

Tejiendo Redes.
C/ Hermanos García Noblejas, 41, 8º. 28037 - MADRID.
Tlf: 91 4084112 Fax: 91 408 70 47. Email: comunicacion@fidc.gloobal.net

SPIP |